11 septiembre 2015

VISIÓN Y TRADICIÓN | SAN CRISTÓBAL DE LAS CASAS, CHIAPAS

Una crónica realizada por Juskani Alonso sobre este gran proyecto de Design Week México que fusiona arte, diseño y artesanía, aprovechando conocimientos milenarios, sincretismo y nuevas tecnologías.

Por: Texto Juskani Alonso | Fotografía cortesía Juskani Alonso

Hablar de Chiapas siempre me ha generado escalofríos, y no me refiero a aquellos generados por miedo, sino los que nos enchinan la piel al recordar momentos excitantes.

Desde pequeño, la emoción de saber que visitaba Chiapas generaba en mí gran agitación y exaltación. En particular, San Cristóbal. Desde que lo recuerdo se vive en una mezcla de personas de diferentes procedencias: nacionales, extranjeros y los descendientes originales de las tierras chiapanecas, generando una esencia y sincretismo propios.

Es posible notar la herencia indígena y sus culturas comulgando con la española y su colonialismo, la presencia global con el arraigo a lo local. Para mí, San Cristóbal siempre ha significado el lugar ideal donde se mezclan y confluyen todos los mundos, donde conviven y se conjugan para crear algo nuevo.

Esta mística fue la que marcó el desarrollo de Visión y tradición, un proyecto que traduce la tradición mexicana —su cosmovisión y su esencia—, conjugándola e incrustándola en un escenario global de diseño, donde se suman la tecnología, la técnica y los nuevos conocimientos.

Visión y Tradición es un proyecto organizado por Design Week México en el cual 10 diseñadores mexicanos sumamos fuerzas con 14 artesanos chiapanecos y 6 diseñadores Italianos. Este encuentro y choque de realidades da como resultado la creación de una serie de objetos utilitarios marcados por la técnica, los oficios, la visión global y los nuevos procesos.

Una historia de ires y venires en Chiapas

Al recibir la invitación por parte de Andrea Cesarman como diseñador participante mi mente voló entre recuerdos y proyecciones. Esta vez, mi aproximación al sureste cambió. Me llené de preguntas que no habrían de ser contestadas hasta vivir la experiencia de primera mano.

Un 27 de agosto, en punto de las 7 de la mañana, nos dimos cita en el aeropuerto de la Ciudad de México el grupo de diseñadores mexicanos (con miras a conocer el grupo de italianos que habían llegado unos días antes desde diferentes puntos del país latino), y los artesanos chiapanecos que vendrían a nuestro encuentro desde diferentes puntos del estado.

El contingente mexicano comandado por Marisa Fernández, estuvo conformado por Lisa Beltrán, Gustavo Carmona, Ana Paula Alatriste, Rocío Cortes, Carlos Acosta, Rodrigo Alegre, Raúl López de la Cerda, Marta Carmela Sotelo y yo.

Del contingente italiano nada se sabía. Caras, nombres y propuestas de diseño se mantenían desconocidas, no fue hasta llegar a Chiapa de Corzo en que los dos grupos nos encontramos. Sara Ferrari, Alessandro Gnocchi, Ernesto Iadevaia, Lorenzo de Rosa, Sandra Faggiano, y Serena Confalonieri, comprendían la otra parte.

El primer día transcurrió en visitas a algunos de los talleres-casa donde los artesanos desarrollan su oficio milenario.

Sorpresa de muchos fue descubrir que la artesanía en su forma original sigue el ritmo de la naturaleza, ya que respeta temporadas y ciclos. Es así como Graciela Díaz nos mostró el proceso de producción del laje, producto graso extraído de la cochinilla que se reproduce en temporada de lluvias, y del cual se obtiene este preciado elemento fundamental en la técnica de laqueado tradicional a base de tierra entintada y laje.

Jordán Utrilla nos envolvió con la magia de su plática, al tiempo que labraba un trozo de madera. Al ritmo de cada golpe, describía su aprendizaje y el ejercicio de su oficio, reflejo de su vida misma.

De igual forma nos maravillaron Simona Gómez y Teresa Bautista quienes con una maestría arrebatadora nos robaron el aire al ver como moldeaban con sus manos el barro que habría de convertirse en jaguares y palomas tradicionales de Amatenango del Valle.

Todas estas expresiones llenaron nuestros ojos y nuestras mentes de infinidad de ideas realizables y explorables, pero lo que más nos impactó, fue la entrega y la calidez humana con la que abrieron las puertas de sus talleres, sus casas, sus hogares (que son lo mismo). Y con la sencillez y amor que tiene nuestra gente, compartieron con nosotros sus mesas y sus experiencias.

En los días consecuentes nos centramos en el trabajo conjunto entre diseñadores y artesanos. Habríamos de conocer a Ángela Vázquez, Benito González, Francisca Pérez, Graciela Díaz, Gregorio Hernández, Guillermo Macías, Jordán Utrilla, Juana Vázquez, Moisés Liévano, Rafael Morales, Ramón Hernández, Rosario López, Simona Gómez y Teresa Bautista.

Pequeñas maquetas, dibujos, y mucho diálogo nos sirvieron para entendernos y compartir puntos de vista, es así como surgieron los proyectos, únicos testigos del encuentro creativo (y personal) entre dos personas que reivindican concepciones de realidades vivas y cargadas de identidad completamente diversas.

Visión y tradición se presentará del 21 al 25 de octubre de 2015 en el marco de Design Week México dentro de la Torre del Reloj ubicada en el parque Lincoln en Polanco, Ciudad de México. 




Edición 64
¡GLOCAL estrena revista digital! Con la calidad de siempre, preparamos para ti una edición muy especial: el Premio Noldi Schreck 2021. En este número, SIN COSTO por introducción, descubrirás a los ganadores de las distintas categorías y conocerás la selección del editor, que consta de más de 80 proyectos; todos ellos, destacados en arquitectura, diseño e interiorismo.