15 diciembre 2017

La alberca en Kennedy Town, Hong Kong.

Una futurística alberca rejuvenece una esquina negada del vecindario Victoria Harbour.

Por: Glocal

Texto Glocal

| Arquitectura |

La futurística alberca en Kennedy Town, diseñada por Farrells ganó el Premio a la Arquitectura Americana 2017 (American Architecture Prize) en la categoría de Arquitectura Recreacional.

Completada este año, el complejo arquitectónico cuenta con cuatro albercas: dos al aire libre, una de 50 metros y otra más pequeña; y dos más que están techadas, una de 50 metros y otra en forma de triángulo. Tiene dos centros de masaje: uno afuera y otro dentro de las instalaciones, también cuenta con un jardín dentro de una cúpula que está debajo del techo del edificio.

Construida en un descuidado lote cerca de Victoria Harbour, la alberca ha ayudado a rejuvenecer la esquina olvidada del vibrante Kennedy Town, un distrito histórico, que no está lejos del centro de Hong Kong.

“Hemos estado trabajando en Kennedy Town por casi una década”, comenta Stefan Krummeck director de Farrells. “Este lugar es uno de los más emocionantes y característicos distritos de Hong Kong. Nosotros buscamos aportar una nueva visión comunitaria con el diseño de esta piscina”.

La edificación debe su forma triangular al sitio donde se construyó. Inspirada en un caparazón, la construcción se convierte en la entrada principal a Kennedy Town, sirviendo como un icono de la ciudad.

La orientación de la alberca al aire libre da una vista privilegiada de Victoria Harbour y de la isla en la periferia, mientras que los nadadores que disfrutan de la alberca techada están protegidos del ruido y de la contaminación. El zinc natural con propiedades de auto sanación usado en el techo, y la uniformidad que le da la madera de patina fue apropiada para el edificio, que se construyó en dos fases, pues se detuvo por un lapso de seis años.

La clave para la elección de los materiales de la fachada y el techo es que diera la habilidad, a través de un peso ligero, de cubrir la alberca, y que también diera transparencia para dejar pasar la luz y cubriera del sol al mismo tiempo. Vidrio laminado PVB de gran resistencia fue escogido para las ventanas de las paredes, mientras que para aislar el techo se usaron membranas de PTFE, dejando pasar la luz natural. Cuanta también con ventanas movibles que permiten una ventilación natural que reduce la dependencia del aire acondicionado.




Edición 45
Bethan Laura Wood: Estrella Pop del Diseño, Salone di Mobile Milano 2018, entrevistas a Jasper Morrison, Konstantin Grcic, GamFratesi, Salón Macrotendencias, Especial Cocinas, Tendencias desde Milán, Su Espacio: Lorena Vieyra.