13 marzo 2018

​Museo Nacional de Arquitectura | Carlos Leduc, la otra modernidad

Carlos Leduc decide dedicarse a desarrollar viviendas, escuelas y hospitales, para la comunidad rural a partir de una rigurosa investigación científica de las necesidades del terreno donde sería edificada.

Por: Fotos: Cortesía

El Museo Nacional de Arquitectura, dentro del Palacio de Bellas Artes, inauguró este 10 de marzo la exposición Carlos Leduc Montaño, la otra modernidad, una muestra para homenajear a un arquitecto que estudió terreno, clima y cultura para crear sus edificaciones a partir de una rigurosa investigación científica de las cosas, donde hace gráficas solares que complementó con otras de vientos y de precipitación pluvial.

Carlos Leduc Montaño nació en la Colonia Guerrero de la Ciudad de México el 10 de febrero de 1909, y la muestra al arquitecto que inició su carrera al final de la Revolución Mexicana y asume sobre sí mismo el hacer la arquitectura que estaba enunciada en los principios revolucionarios de la Constitución.

Carlos Leduc fue un constructor de escuelas, hospitales, viviendas populares, cuya obra desafortunadamente ha ido desapareciendo. Él también fue el introductor del aula-casa rural, que convertía la escuela rural en el corazón del poblado, era la presencia de la modernidad que traía la revolución a los pueblos, asentando al profesor en la escuela y construyendo en la misma un teatro público, que también servía de lugar para asambleas, o sitio de juegos cubierto para los niños en lluvias o bajo soles muy intensos.

En el terreno habitacional, Leduc, en la época cardenista, construyó casas para cooperativas de trabajadores de las haciendas cafetaleras de Chiapas. Viviendas acordes al terreno, clima y tipología de las costumbres populares de la región, en particular, a la manera singular de la población que se dedica al corte de café.

“Se mantuvo íntegro en el apoyo de aquellos que necesitaban su vivienda y trabajaba con diseños muy delicados y sencillos para lograr el máximo espacio al costo más bajo”. comenta el también arquitecto Carlos González Lobo sobre el trabajo de Leduc.

La exposición consta de cinco diagramas crono tópicos. Carlos Leduc Montaño/núcleo l/Retrospectiva cartográfica, es el primero de ellos y hace énfasis en el periodo post revolucionario en el que también otros arquitectos y estudiosos de diversas disciplinas trabajaron. No tiene como propósito mostrar los proyectos arquitectónicos, sino la investigación, el pensamiento y la filosofía que expresaba en esos proyectos. Es redescubrir y revalorar el legado social de este arquitecto, cosas que se habían olvidado y pasado a segundo plano.

Mirada atenta/núcleo II/ primeras obras, hace una revisión al periodo formativo de Leduc, sus años como estudiante en la Academia de San Carlos, así como su relación con Juan O’Gorman. También abarca el desarrollo de un lenguaje propio, en el que ponderaba el aumento en la superficie de iluminación y ventilación natural, además de los estudios antropométricos y climatológicos, producto del estudio del espacio.

La siguiente sección, bajo el título Mirada crítica/núcleo III/ reflexiones en torno al programa, surge del viaje que hace Leduc a Chiapas para conocer los estragos causados por enfermedades de la región, lo que desembocó en la construcción del Centro Médico de Investigaciones para la Oncocercosis y Otras Parasitosis, donde plantea soluciones a las circunstancias particulares del entorno donde construiría.

La vivienda social, privada y una urbanización ejidal en Nuevo Laredo, Tamaulipas, se puede apreciar en Mirada utópica/ núcleo IV/ de la vivienda al territorio, sección que muestra los procesos que lo llevaron a explorar modelos racionalistas que, en distintas escalas, desarrollan un lenguaje plenamente moderno acorde a las condiciones del país.

Finalmente, Mirada lejana/núcleo V/ Lo moderno hoy es un recuento de la obra del arquitecto Leduc, los edificios que fueron abandonados, los proyectos que murieron y una retrospectiva sobre lo que ocurrió con sus obras ya que en la segunda mitad del siglo XX, los proyectos sociales fueron erosionándose y se abandona el proyecto de nación posrevolucionario para dar paso a la iniciativa privada.

“El pensamiento que él tenía se anticipó de muchas maneras a su tiempo, pero no estaba solo, había muchas personas junto a él en diferentes frentes que estaban aportando. Queremos encumbrar su forma de trabajar y de entender la vida en el momento que le tocó vivir”, enfatizó el arquitecto Mauricio Durand, curador de la muestra




Edición 64
¡GLOCAL estrena revista digital! Con la calidad de siempre, preparamos para ti una edición muy especial: el Premio Noldi Schreck 2021. En este número, SIN COSTO por introducción, descubrirás a los ganadores de las distintas categorías y conocerás la selección del editor, que consta de más de 80 proyectos; todos ellos, destacados en arquitectura, diseño e interiorismo.